jueves, 31 de mayo de 2012

Y LA PRIMA DE RIESGO QUE SUBE Y LA PRIMA DE RIESGO QUE BAJA...


Anoche viendo las noticias, como principal, contaban el día tan cansado que había tenido la prima de Riesgo.

Ya os dije un día que deberíamos hablar todos con Riesgo, para decirle que su prima es la mar de coñazo. 

Ayer mismamente, tuvo un día “pesao, pesao”.

Que en Bruselas decían que nos  daban un año más de respiro para reducir el déficit público al 3% del PIB, la prima de Riesgo para abajo. 

Que no, que luego decían que sí que nos daban un año más pero que teníamos que hacer más reformas como subir el IVA y no sé que otra cosa más, pues la prima de Riesgo para arriba. 

¡Qué día más tonto que tuvo la pobre!

Y yo, escuchando la noticia y teniendo en cuenta mis escasos conocimientos económicos de alto nivel (y de bajo, pichí, pichí) pensé: “¿Y no le puede decir nadie a estos plastas de la Comunidad Europea que se estén calladitos?” Les debe pasar lo mismo que a mi hijo el de cuatro años, ¡que no saben estarse con la boca cerradita!

Para que luego me diga mi marido que cada vez que abro la boca, sube el pan. ¡Pues estos suben a la prima de Riesgo a límites insospechados y todos de los nervios!

¡Un poquito de silencio por favor! Y que nos dejen un poquito en paz con tanta prima y tanta leche que parece que les gusta vivir en la cuerda floja. 

¡A trabajar pero calladitos!  Y ya veréis como a la coñazo de la prima la ponemos en su sitio.

jueves, 24 de mayo de 2012

EL MOVIMIENTO MARUJA VISITA CASA DECOR


Fue un día estupendo. Todo un acierto. 

Comenzamos a las nueve y media de la mañana.  Dejamos a los niños en el cole y bajamos andando hasta la sede de Casa Decor.

Este año es en el palacete de la Real Compañía Asturiana de Minas que es un palacete precioso de Madrid situado en la Plaza de España, 8 esquina con la calle Bailén. El horario de apertura es todos los días de 11 a 21 horas. Y la exposición durará hasta el próximo 24 de junio.

Es totalmente recomendable.

Nosotras compramos la entrada + menú que cuesta 25 euros (12 por la entrada general + 13 por el menú). El restaurante está allí mismo y la comida la sirve Mallorca con lo cual, ¡la combinación perfecta!. Yo pedí de primero salmorejo con virutas de jamón, huevo y melón. De segundo, merluza con una salsíta riquísima y cebolla caramelizada y los postres, ¡qué decir de los postres! Mus de chocolate y tarta de manzana que compartimos.  La otra parte del Movimiento tomó de primero, ensalada de capón y de segundo la misma merluza que yo. Estaba todo riquísimo

Todo el palacete está decorado por diferentes interioristas. Os detalló algunos: Adela Cabré, Carrillo, Virginia Nieto, Marisa Fuertes Cavero, Batik, Gonzalo García, Emeconeme, Rafael Sitges, ¡y muchos más!

Cada uno de ellos ha decorado una estancia y la verdad es que todas son preciosas. Cada uno en su estilo pero ¡con estilo!

A mi lo que más me gustó fue la terraza. Está decorada por Lorenzo Meazza y Rocío Romero que trabajan ambos para Ikea. ¡Está preciosa! Os paso algunas fotos para que la disfrutéis. No sólo está bonita la decoración si no también, las vistas hacia el Palacio Real por un lado y hacia la Plaza de España por otro. ¡Espectaculares! 


Luego, aprovechamos el día soleado para visitar los Jardines de Sabatini que están pegados al Palacio Real. ¡Todo un lujo!

Aunque hemos pensado que esa será la próxima visita del Movimiento Maruja. ¡No os la perdáis! 

De vuelta a casa, nos dimos un estupendo paseo por Bailén, Plaza de Oriente, Arenal, Puerta del Sol, Montera, la calle Fuencarral que ahora es peatonal y está llena de tiendas… 

Fuimos turistas en Madrid siendo madrileñas. Ahora os toca al resto. 

El Palacio Real desde los Jardines de Sabatini


lunes, 21 de mayo de 2012

EL MODELITO DE LA PRIMERA COMUNIÓN DE LOS NIÑOS

Teniendo en cuenta la plasta que os dí con el dichoso modelito de la Primera Comunión de los niños, os debía sí o sí la fotito.

Ahora, que tendréis que disculpar la sosez de la modelo pero es innata. Y eso que la foto me la hacía mi prima pero es que eso de posar, como que no va conmigo.

El caso es que, la Comunión estuvo preciosa y los niños muy, muy felices que era lo más importante de todo.

En cuanto al modelito, ¡qué decir!, que espero que os guste; que yo fui muy cómoda y lo más importante, ¡qué no me marcaba la panceta!
 

viernes, 11 de mayo de 2012

EL SORPRENDENTE COMPORTAMIENTO HUMANO


El pasado viernes durante la clase de natación del pequeño, observé un comportamiento que me llamó mucho la atención y me hizo bastante gracia.

Dos padres con sus correspondientes hijas. Las niñas terminaban la clase de natación y los padres se disponían a ducharlas.

De pronto, un padre le pregunta al otro: “¿se le enreda mucho el pelo a Paula?” A lo que el padre contesta: “sí, un montón”.

“Pues te recomiendo este champú. A Marta siempre se le enredaba mucho el pelo pero desde que utilizamos este, ¡es una maravilla! Prueba, prueba…” le anima.

Él coge el champú y lo prueba en la cabeza de su niña y siguen charlando de champús, la lluvia y otras cosas mientras restriegan y restriegan el cuerpo y las cabecitas de sus pequeñas.

Toda la escena me resultó muy divertida y la contemplé sin perderme un ápice. Pero luego, sentí un poco de rabia conmigo misma.

¿Por qué me tiene que llamar la atención esa escena? ¿Por qué no la contemplo como algo normal? Las mujeres hablamos de eso cada día y no me extraña. ¿Seré machista?

Quiero vivir momentos como ese sin extrañarme. Y cuando mi hija le pide a su padre que le seque el pelo porque él lo hace mejor, quiero verlo normal también. 

Hay muchas cosas que ya tenemos super aceptadas pero todavía existen otras que nos llaman injustamente la atención. Y tenemos que acabar con eso. Nosotras mismas primero.

Muchas veces, sin darnos cuenta, sin percatarnos, fomentamos o participamos en esos comportamientos diferenciados que están tan arraigados en la mente humana. 

Incluso cuando en el caso de una separación matrimonial, los niños se quedan con el padre ¡yo soy la primera que me extraño! Cuando no debería ser así.

Lo cierto es que en esos casos pienso que yo sería incapaz de hacerlo. Debo ser la típica madre plasta que quiere tener siempre a sus hijos consigo. Pero no quiero desviarme del tema.

Tenemos que luchar contra los prejuicios que son los que, diariamente, a muchas mujeres nos encierran en unos planteamientos de vida injustos. O no todo lo acertados que deberían ser.

La igualdad dentro de nuestras diferencias serán las que nos salven en estos momentos tan difíciles. 

Yo ya me “reseteo” ¿Y tú?

martes, 8 de mayo de 2012

EL MOVIMIENTO MARUJA VISITA "MAMÁ FRAMBOISE"

No ha sido una cosa planeada por eso, el Movimiento Maruja, ha estado solita.

El día estaba pensado para intentar conseguir el dichoso vestido de la Primera Comunión de los niños.

Después de visitar dos o tres tiendas por la zona de Las Salesas y no caber en una talla 40, he decidido celebrarlo comiéndome una tartita de tres texturas de chocolate junto con un capuccino en Mamá Framboise, la primera boulangerie de Madrid.

Os lo recomiendo encarecidamente. 

La tarta estaba excelente al igual que el capuccino pero es que el sitio es divino. Totalmente apetecible para una reunión de amigas con ganas de darle al palique. 

Todo. La decoración, el servicio, los productos, ¡hasta los baños! son bonitos. En un ambiente tranquilo donde se puede charlar oliendo rico y ¡sabiendo mejor!

Luego he seguido la ruta de tiendas para dar con el vestidito. 

Primeramente había estado en Benny Room. Cosas muy monas pero pequeñas para mi. Luego en Yube.  Lo mismo. También he estado en Divisa (en la calle Argensola justo en frente de Yube) donde tienes cosas muy originales sobre todo en collares y pulseritas. Para acabar en Ararat que es una tienda que visito siempre que quiero ir más mona o arregladita.

Al final he conseguido un vestido en azulón de Tara Jarmon que no me marca la panceta (por supuesto con faja) y que está apropiado para la madre de las criaturas.

Lo mejor del vestido es, sin embargo, que no me veo como una madre. Ya sé que es contradictorio pero huyo cual posesa de esa sensación de “madre señorona” que provocan algunos modelitos. Quiero ir juvenil sin ir disfrazada. Y además no quiero que me marque la panceta. Y por supuesto que me convine con mis estupendos zapatos.  

Sí. Los zapatos sí los tenía comprados. Me gustan más los zapatos que la ropa así que, hasta hoy, iba a ir en bolas pero con unos zapatos ¡divinos de la muerte!

Menos mal. Ya tengo modelito.Todos tranquilos. No enseñaré la panceta.