viernes, 9 de mayo de 2014

"SER MADRE ES UN PLUS"


Hoy, no tenía muy claro sobre qué escribiros ni mucho ánimo y alegría para escribiros. Otra vez la desgracia nos ha rondado. Esta vez con el fallecimiento de un niño del colegio de mis hijos. Sí. El niño que estaba en la granja-escuela y que se ha marchado a vivir al cielo por una reacción alérgica. La misma granja-escuela a la que han asistido mis hijos y, a la que seguramente irá el pequeño el año que viene. Y en la que han sido inmensamente felices y se lo han pasado bomba.
Pero existen las desgracias y las fatalidades y para mi, que vivo en mis mundos de yuppie donde no existen esas desgracias, toparme con una de ellas, me mete un leñazo contra el suelo que me deja cao durante un tiempo (desde luego, nada comparable con el dolor de su familia)
El caso es que quería escribiros algo pero no sabía qué hasta que me ha enviado una amiga, que me quiere mucho y me quiere bien, este vídeo.
Por favor, verlo hasta el final. 

Ya se que puedo ser un poco pesada y quejica. Pero, en mi situación de mujer profesional que deja su trabajo para el cuidado de sus hijos y que luego pretende hacer algo más (no tengo claro el qué todavía) sin tener que renunciar a ellos pero tampoco al trabajo realizado anteriormente, este vídeo es un chute de energía, confianza y positivismo.
La pena es que no se si estamos preparados para aceptarlo. Creo que, directores de Recursos Humanos como el último, son los menos. Para los otros, loS malos o los que realmente dirigen los departamentos de Recursos Humanos de la mayoría de las empresas, la maternidad, y todo lo que conlleva, no es un plus sino, un "minus". Una resta que disminuye (siempre según estos detractores independientemente de su sexo) tu capacidad de concentración, de asistencia, de dedicación, de profesionalidad.
Seguro que habréis visto también este otro vídeo que corre por las Redes Sociales, sobre todo en Facebook, de una entrevista de trabajo. Lo cuelgo por si alguien no lo ha visto.

Pues ¡más de lo mismo! Además, este demuestra que somos capaces de todo eso y más y, encima, ¡sin cobrar!
Deberíamos todos, y digo todos, analizarnos y pensar si actuamos correctamente en nuestras oficinas y con nuestras compañeras y compañeros que tienen hijos. ¡Cuidado que no estoy hablando y justificando a ningún “escaqueitor”! De este tipo los tienes con hijos y sin hijos.
Estoy hablando de que tener hijos conlleva una responsabilidad que queremos y debemos cumplir pero que eso no merma nuestra capacidad para poder seguir desarrollando nuestra carrera profesional.
Simplemente habrá que realizar algunos cambios y no sólo de horarios sino, principalmente, ¡de mentalidad!

6 comentarios:

  1. Lo vi ayer justo! Y lo compartí en face porque encantó! Que triste tu noticia. .. no hay palabras :( te mando un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Lau! Por tu comentario y por tu beso. Otro muy fuerte para tí.

      Eliminar
  2. Sabes que soy crítica e incluso rebuscada con este tema. A mi el segundo anuncio no me gustó. Nada de nada. El primero sí que me ha gustado. Combina en su justa medida la ternura, la realidad, la apelación a los sentimientos... nos enseña a una madre que parece que eligió libremente dedicarse unos años sólo a sus hijos... digo sólo, porque las madre que trabajan también se dedican a sus hijos. Incluso nos enseña en alguna escena a una madre que se contraría o se agobia en algún momento... para nada la imagen de la madre esclavizada pero contenta del segundo anuncio. Y aquí también hace falta un cambio de mentalidad.
    Un abrazo fuerte. También he leído la noticia de la que hablas. Caray. Y los chavales del accidente del microbús en Badajoz. Sí. Son esas cosas las que nos hacen pensar, temblando, qué es lo importante.
    Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡De rebuscada nada! Y crítica, ¡lo que sea necesario! Cada una tenemos una visión de la maternidad y cada una vive la maternidad de una manera diferente. A mi, el segundo vídeo, no me dio la sensación de madre esclavizada. Más bien, esa sensación, real desde mi punto de vista, que una madre vale para todo y que además no cobra por ello. Esa realidad en la que el trabajo de una madre no está pagado con dinero y no todo el mundo estaría dispuesto a hacerlo. Aunque, también te digo una cosa, para mi está pagado con lo mejor del mundo que es, el cariño de tus hijos, sus sonrisas y verles crecer felices. Ahora que si tuviera un plus económico, ¡ya sería la leche!

      Eliminar
  3. si tb lo ví, y leyendo a cada una, opino como todas…
    que pena lo del niño. Dios, la vida, los santos, la naturaleza y todo aquello en lo que creamos nos protejan a los niños por siempre.
    Un besazo en el día de la madre Chileno.
    =)

    ResponderEliminar
  4. ¡Muchas felicidades para tí también en el Día de la Madre y muchos besos!

    ResponderEliminar

Me hace mucha ilusión conocer vuestra opinión. Por favor, déjame un mensaje. Gracias.