viernes, 15 de enero de 2016

EL BEBÉ DEL CONGRESO.


Ya se que ya se ha hablado mucho sobre este tema. Quizá demasiado. Y también se que probablemente hablando sobre ello le doy la razón a la madre de la criatura para la que, la única razón de semejante acción era eso, hablar sobre conciliación. Y nada más lejos de mi intención que darle la razón a esta señora.
Pero debo hablar sobre ello. Por varias razones pero principalmente porque es un tema que me ha tocado de lleno y he sufrido y, porque si no digo lo que pienso al respecto, ya sabéis que reviento.
Ciertamente, si la razón de llevar a su bebé al Congreso era que se hablara sobre conciliación, le doy la enhorabuena a la señora Bescansa.
Ahora bien, eso es lo único que ha conseguido, que hablemos. Que de nuevo, discrepemos. Que de nuevo, las mujeres, nos tiremos piedras sobre nuestro propio tejado. Igual que cuando Soraya Sáez de Santamaría daba saltitos con la episiotomía casi abierta en el balcón de Génova celebrando el triunfo de su partido en 2011.
Pero, acciones concretas, ni una. Leyes que nos amparen, cero. Normas que obliguen a las empresas a incluir guarderías subvencionadas como sí tienen ellos, nanaina. Horarios que se adapten a las familias, ni soñarlo. Eliminar el calentamiento de silla como norma obligatoria de nuestra sociedad, ¿para qué?
Señora Bescansa, con su paripé, tan machista como siempre, sólo consiguió usted lo de siempre, nada.
Porque, sí de verdad querían llamar la atención sobre este tema y ser rompedores y revolucionarios, ¿por qué no fue el de las rastas con un bebé bajo el brazo y un biberón con la leche de su madre y se lo dio en pleno Congreso?
¿Dónde estaba el padre de su criatura y por qué no estaba cuidando de su hijo mientras usted trabajaba en pro y a favor de todas las mujeres y madres y, por supuesto, de la conciliación?
Señora Bescansa y todas las que pensáis como ellas que sois muchas y algunas, incluso amigas, esto no es conciliación.

Y esto, tampoco.
foto vía EFE
Llevarse al trabajo a los hijos no es conciliación. Es un “no tengo más remedio” pero no es bueno ni para la mujer trabajadora ni mucho menos, para el niño.
¿Algún día alguien hará de verdad algo que merezca la pena sobre conciliación? Algo que realmente cale. Que cambie nuestra forma de trabajar. Que nos cambie a todos.
Pero ese es un cambio de mentalidad muy grande. Y para el que, claramente, no estamos preparados. Nuestra mente sigue pensando que conciliar es perjudicar al niño con horarios de guardería más amplios o llevarle a los centros de trabajo y que aguante la misma jornada laboral que la madre. Que de la jornada laboral del padre, ni hablamos. Porque nosotras solitas, les seguimos excluyendo de la ecuación.
Nadie se preocupa por el bienestar del niño. Y la señora Bescansa tampoco porque si no, no le habría hecho soportar cinco horas de debate a su hijo de brazo en brazo sólo para utilizarlo como herramienta política y de “muñequito revolucionario”.
Para terminar, sólo una última cosa, de toda la foto de la señora Bescansa, lo que más me llamó la atención no fue todo lo anteriormente mencionado, que también, si no, ¡los lazos del jersecito del niño! ¡Eso sí que es clásico! ¡Ni yo le puse esos lazos a mis hijos! ¡Por Dios Carolina, quitáselos ya! ¡No te pegan nada!

11 comentarios:

  1. Y yo te subrayo el "no tengo más remedio". Cuando se acabe con eso, habrá conciliación, pero creo que ni tú ni yo la veremos, y mira que se sufre por no poder conciliar.
    Ahora a educar a nuestros hijos para que defiendan estos derechos que tarde o temprano les afectará de nuevo.

    Mil besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego. Tienes toda la razón. En nuestras manos está que nuestros hijos tengan otra mentalidad sobre ésto y sobre otras tantas machistas que todavía abundan. Mi único (y gran) miedo es que ellos ven que sigo siendo yo su madre, la que se queda en casa cuidándoles y el padre, el que sale a ganarse el pan de todos. Ciertamente es un padre muy involucrado pero cumplimos esa dicho y antigua norma a rajatabla. Pero en cuanto puedo, pongo las cosas en su sitio, hablándoles y explicándoles la realidad de la vida. Espero que les cale. Besotes Encarni.

      Eliminar
  2. Me ha encantado el final porque yo también lo pensé, esos lazos!! Jajajaja.
    En fin, mucho por hacer en materia de conciliación y poco sentido el 'gesto' de antesdeayer.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ;D No le pegan nada ¿verdad? En el tema de la conciliación está todo por hacer, por desgracia. Esperemos que llegue alguien con ganas de verdad de cambiar y no simple postureo. Besotes Matt.

      Eliminar
  3. Me arriesgo . Sin leer tu articulo te diré que los podemitas me parecieron una panda de catetos en el congreso , se comportaron como palurdos , Me dió verguenza ver a esa gente y me da verguenza ver a lo que hemos llegado en este pais . Y no sigo !!!!
    Bss Mª Angeles


    ResponderEliminar
  4. Y una vez leido tu articulo . Digo , que ellos , lo que querian era ser el centro de atención , y que mejor que el BB , no hay otra , eso se puede llamar explotacion infantil ???? Yo lo veo así
    Lo utilizaron con un fin o no????

    ResponderEliminar
  5. Ah!!! El último comentario es mio Mª Angeles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mª Angeles, ¡lo que me he reído con tus comentarios! Está claro que te sacan de tus casillas. La verdad es que las "criaturitas" tienen mucho que aprender. Lo que pasa es que no tienen humildad para aprenderlas si no que vienen sobrados de propetencia y dando lecciones de concialición, en este caso concreto. Y de conciliación ¡nada de nada! Eso no es conciliar. Y si quieres conciliación y eres diputada, déjate de chorradas y a trabajar. Pero, lo que tú dices Mª Ángeles, se creen que con el postureo lo tienen todo hecho. ¡Pues no le queda mili ni nada! Besotes.

      Eliminar
  6. Pienso que se trata de postureo puro y duro e interés por sacar el máximo rédito político para su formación, y lo de los lazos, pobre bebé, inmortalizado para siempre en las hemerotecas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ;D Eso pensé yo. Semejante jersecito y encima, en una foto ¡para toda la vida! Ese niño sale de derechas, ¡seguro! ,D

      Eliminar

Me hace mucha ilusión conocer vuestra opinión. Por favor, déjame un mensaje. Gracias.